Etiqueta: Andrés Manuel López Obrador

Despeinada, sudada, montada en su propio ser…

Quintana Roo, 1 de febrero.- En el fondo, muy en el fondo, había un poco, muy poco, de nerviosismo. Frente al micrófono, vestida sin marca, sin hacer concesión a ningún modisto, despeinada, sudada, tal vez sin depilar las axilas, con los lentes colgados, ahí estaba. Con toda su fuerza. Con todo el conocimiento que carga,…

Habla De La Vega Domínguez

México, 25 de enero.- El movimiento estudiantil fue en 1968. Es decir, hace más de cincuenta años.  Sin embargo, para muchos de quienes impulsaron o llegaron al poder con Andrés Manuel, sigue siento un tema vigente.  Algo que no debe olvidarse por lo que significó de confrontación con un gobierno empoderado y sin límites.

La necia realidad

México, 24 de diciembre.- Cuando esta noche prendamos todas las luces, pongamos la cena a calentar, pongamos los mejores platos y el ánimo más conciliador, qué haremos con la necia realidad. ¿La dejamos entrar a nuestro mundo tan arreglado, tan elegante?  ¿Le cerramos la puerta con malos modos?

La Realidad tan anunciada

México, 5 de diciembre.- Todo ha sido como fue anunciado. Justamente por eso, nos ha sorprendido tanto.  O, por lo menos, parece haber puesto en estado de absoluto “shock” a millones de mexicanos. Estamos acostumbrados a escuchar a políticos, a candidatos, prometer sin la menor intención de cumplir.  Y jugamos, hemos jugado o tolerado, con…

López, el del Zócalo

México, 3 de diciembre.- Llenó el Zócalo.  Como lo hizo otras veces a través de los años.  Lo llenó con su gente.  Con ese México que tanto se negaron a ver sus antecesores, con los desarrapados, con los marginados, con los educados en el cambio, con los esperanzados, con los que votaron por él.  Con…

La invitación

México, 2 de diciembre.- Debo haber pensado que iba a ser un evento totalmente distinto, que ninguno iba a asistir, que cuando mucho los periodistas que han cubierto la fuente de López Obrador.  Sobre todo, asumí que no habría “invitados especiales”, que algo, mucho, había cambiado. Y por lo tanto no me agobié por no…